El régimen de Daniel Ortega y Rosario Murillo, actuando “al margen de la ley” expropió de “forma arbitraria” a la Fundación del Río de seis áreas de bosque, que suman un total de 454 manzanas, según denunció el Amaru Ruiz, presidente de esta organización.

La Fundación del Río, a través de un comunicado, explicó que el “proceso de confiscación” que llevó a cabo el régimen comenzó el pasado mes de julio, cuando miembros del Ministerio del Ambiente y los Recursos Naturales (Marena) junto a fuerzas especiales de la sancionada Policía Nacional llegaron a las propiedades.

“Instalaron rótulos, la bandera del partido FSLN y la bandera de Nicaragua”, denuncia la Fundación del Río.

Las 454 manzanas, que es el área confiscada, corresponden a dos terrenos rurales, que se ocupan para áreas de reforestación y regeneración natural del bosque, informó la Fundación del Río.

En ese mismo lugar están las instalaciones de radio Voz Juvenil, un medio comunitario con énfasis en los derechos humanos y los derechos de la madre tierra.

Según Fundación del Río existen otras cuatro áreas de conservación de bosque que, incluyen la Reserva Silvestre Privada El Quebracho, la Reserva Aguas Frescas, la Reserva Lapa Verde, todas ubicadas el municipio de El Castillo.

La estación biológica de Mancarroncito, ubicada en una isla en Solentiname, municipio de San Carlos, es otra de las propiedades confiscadas en esta acción del régimen.

Se hacen los sordos

Tras conocer de los intereses del régimen, el presidente de esta organización envió un email a la ministra del Marena, Sumaya Castillo Lara, en la que solicitaba que, antes de “realizar cualquier acción”, tuviesen una reunión virtual o que asignara a personal del equipo legal de la institución, pero no obtuvo ninguna respuesta a su solicitud.

“El patrimonio siguen siendo legalmente de la organización (…) Sigue estando bajo la legalidad de la organización y la definición de la junta directiva en el destino de sus propiedades”, escribió Ruiz en su carácter de presidente de la organización que fue despojada.

Ante la negativa de las autoridades del Marena, la organización explicó que introdujeron una carta a las delegaciones de la Procuraduría General de la República y del Marena en Río San Juan donde se les hace ver que el proceso es “violatorio de las leyes del país”.

“Se les solicita abstenerse de continuar con estas acciones”, denunció el presidente de Fundación del Río.

El 13 de diciembre de 2018, Fundación del Río fue despojado de su personalidad jurídica junto a otras organizaciones, siendo el primer acto en su contra por parte del régimen desde que la “Rebelión de Abril”.

“Esta acción de confiscación del Gobierno de Ortega representa una nueva violación a la Constitución Política y a los derechos humanos como la libertad de asociación y el derecho a la propiedad privada”, señaló.

+ posts

La Lupa es un medio con perspectiva de género y derechos humanos que surgió en mayo de 2019.