El preso político de la Isla de Ometepe, Justo Emilio Rodríguez López, de 67 años, fue llevado tardíamente al hospital Antonio Lenín Fonseca donde se debate entre la vida y la muerte, por un derrame cerebral, confirmó la abogada Yonarqui Martínez.

“Está en cuidados intensivos, ese es el estado (de salud) de don Justo, le dio un derrame cerebral y está en cuidados intensivos intubado” denunció la abogada y activista de derechos humanos.

El jueves de la semana pasada, Martínez valiéndose de sus redes sociales denunció el mal estado de salud en que se encontraba el preso político que es originario de la isla.

“Él fue llevado tardíamente al hospital”, insistió a La Lupa la abogada.

En horas de la tarde de este lunes la abogada Martínez denunció que en el centro hospitalario no están permitiendo visitas a los familiares.

«Le rompen tarjeta de visita, a familiar de Justo Rodríguez. Funcionaria del hospital argumenta que por orden de arriba nadie podrá verlo. Doña Emérita permanece custodiada», mencionó Martínez.

Rodríguez López fue detenido en la Isla de Ometepe el pasado 20 de abril, junto a otras personas, cuando se conmemoraba dos años de la “Rebelión de Abril”.

El pasado 21 de julio los presos políticos de la Isla de Ometepe fueron declarados culpables en una audiencia oral y pública donde, según las defensas, se plantearon hechos de una manera distinta, testigos que dieron otra versión y se presentaron pruebas inverosímiles que revelan las “contradicciones” propias de un juicio político.

Oacnudh: proteger la vida

Tras conocer el estado de salud de éste preso político, la Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos (Oacnudh) instó al régimen a garantizar la salud Rodríguez López.

«Urge a las autoridades a garantizarle atención médica efectiva (…) Oacnudh recuerda que conforme al derecho internacional, el Estado debe proteger y garantizar la salud e integridad de las personas privadas de libertad», señaló el organismo de Naciones Unidas.

Según la Oacnudh, el pasado 28 de agosto se reportaron públicamente sus problemas de salud y dos días después la familia se enteró de su hospitalización.

Omisión de prestar auxilio

El pasado viernes, la abogada Martínez acompañó al Sistema Penitenciario Jorge Navarro, mejor conocido como “La Modelo” a Emérita Rodríguez López, de 79 años, hermana del preso político, pero les negaron el ingreso.

La información era que don Justo no podía hablar ni caminar, según un audio que habían recibido de otro reo, además que estaba vomitando y orinando sangre, pero ese día las autoridades del penal no dieron a conocer su estado de salud.

Hay una omisión de prestar auxilio, porque cuando deben de darle atención al reo no le dan, hay personas que están enfermas y no les hacen caso, hacen caso omiso. Sobre don Justo no tengo más noticias todavía”, afirmó Martínez.

Cristian Meneses y Hader Humberto González Zeledón, también presos políticos del régimen, se encuentran en mal estado de salud debido a la golpiza que le propinaron miembros del Ejército de Nicaragua al momento de su captura.

Otro de los más afectados es Cristian Meneses, también detenido por el Ejército el pasado 15 de agosto. Sus familiares dicen que se encuentra golpeado y que no les han permitido el ingreso de comida y medicina.

En Nicaragua, el régimen de Daniel Ortega y Rosario Murillo mantiene en prisión a más de 90 personas opositoras.

+ posts

La Lupa es un medio con perspectiva de género y derechos humanos que surgió en mayo de 2019.