Euskadi (País Vasco) es el sitio en España donde más nicas habitan, y las mujeres son las que predominan esta población.

En los primeros cinco lugares de inmigrantes radicadas en la Comunidad Autónoma del País Vasco, España está Nicaragua. Más del 80% de esa población  es mujer, joven y dedicada a las labores de asistencia del hogar, cuido de personas adultas mayores y niños, así lo revela el Observatorio Vasco de Inmigración Ikuspegi en sus estadísticas anuales.

 La directora del Ikuspegi, Julia Shershneva,  dijo a La Lupa que las mujeres nicas y hondureñas en Euskadi se les ve más en el sector  de cuidado y lo relaciona a las “redes de contacto”.

“Si hay una red asentada que dice: ven hay trabajo, ven aquí y las personas vienen y ocupan esos nichos laborales. También (influye) la necesidad económica en primer lugar, no es porque quieran trabajar de servicio doméstico, porque muchas de ellas vienen con bastante nivel de estudio. Pero, al final acaban trabajando en esos servicios con perspectiva luego de poder cambiar de sector, homologar sus estudios y poder trabajar en otros ámbitos”, detalla  Shershneva. 

Lea: España | Migrantes no dejan de trabajar pese a la amenaza del covid-19

Además puntualiza que otro aspecto por el cual las mujeres optan por las labores de servicio doméstico de interna es porque  “no tienen permiso de residencia, y al estar en el ámbito familiar están menos expuestas a los riesgos de quien esté trabajando en hostelería y  le viene una inspección. Entonces , las personas que les emplean están más abiertas a contratar a esa personas, porque saben que arriesgan menos pero por otro lado le supone cierta precariedad en este sentido que es no tener derechos, no tener contrato”.

nicas Euskadi España

 El último Barómetro sobre la percepción del migrante en Euskadi señala que las mujeres son uno de los segmentos más afectados en la inclusión a la sociedad, Shershneva, indica que los aspectos más recurrentes es la falta de reconocimiento de sus derechos como trabajadora.

“En algunos casos las mujeres tienen papeles, tienen autorización para trabajar pero, sus empleadores no les hacen contrato porque no quieren pagar impuestos, es una de las situaciones que hemos visto cuando hemos hecho entrevistas con personas que están sufriendo esa situación de que no les quieren formalizar por esa razón”, enfatiza Shershneva.

Te puede interesar: Shirley Bayres: “Nunca me dieron mi liquidación porque me acusan de golpista”

 Además que algunas mujeres ya tienen casi todos los requisitos para acceder al arraigo social, pero no culminan ese trámite porque no consiguen quien les haga un contrato formal.

 Entre 2018 y 2020 la llegada de nicas al País Vasco mantuvo el ritmo del  5% de crecimiento, siendo esta zona de España es donde se concentra la mayor cantidad de nicas, en segundo lugar la Comunidad de Aragón y tercer lugar la Comunidad de Madrid.  

Shershneva, dice que a la fecha no han concretado los datos del comportamiento migratorio del último período pero que “sospecha” que ha bajado por el efecto de la crisis sanitaria del coronavirus.

Inmigración latinoamericana en el País Vasco

Más del 70% de las población inmigrante radicada en el País Vasco es Latinoamericana, predominando  las mujeres a diferencia de la migración africana y pakistani que es más masculinizada.

En el caso de las mujeres de Colombia, Ecuador y Venezuela se desarrollan más en sector de servicios como hostelería.

 Mientras que los hombres se dedican a las labores de construcción, labores del campo y hostelería, pero también en cuidados de personas dependientes.

Lee: Concepción Carranza: “La mujer migrante nunca termina dejando su país de origen”

“Cada vez más hombres latinoamericanos se dedican al servicio doméstico, digamos que es un nuevo nicho que están conquistando, también es porque hay otros nichos que por la crisis económica se han destruido”, añadió Shershneva.

 País Vasco con menos inmigración 

En comparación a la media de población inmigrante en cada comunidad del Estado Español, el País Vasco se sitúa como una de las comunidades con menor porcentaje de población no nacida en ese lugar, por ello Shershneva dice que las políticas de migración están en un proceso de reorganización para que sean más inclusivas.

“ Sí que queda trabajo por hacer, sobretodo con la ciudadanía para erradicar ciertos prejuicios, ciertos estereotipos que están afectando muchas veces de una forma muy intensa  a las personas. Porque estamos hablando de convivencia de la vida diaria, que no te contraten porque seas de fuera, hay que trabajar en muchos sentido tanto en el tema de realizar políticas también quería decir que aquí en el País Vasco el sistema de políticas de protección económica  y social se ha caracterizado por ser una de las mejores del Estado”, resaltó. 

+ posts

Periodista con 10 años de experiencia en televisión y prensa escrita.
Estudios en producción audiovisual, derechos de la niñez y género.
Graduada en Comunicación Social en la Universidad de Ciencia y Tecnología (Ucyt).