De forma constante los familiares de Suyén Barahona desde hace más de 120 días escuchan una pregunta: “¿Dónde está mi mamá?”, les dice su hijo de cuatro años. No sabe que su madre, una mujer feminista, ambientalista y opositora al régimen de Daniel Ortega y Rosario Murillo, está siendo sometida a un “aislamiento brutal” en la cárcel “El Chipote”.

“A mí me hizo la pregunta directa:  tía, ¿dónde está mi mamá?. Aunque es pequeño, es muy inteligente”, menciona Xenia Barahona Cuan, hermana de la prisionera de conciencia, encarcelada desde el 13 de junio del 2021, y de quien no se supo absolutamente nada durante más de dos meses hasta que permitieron dos breves visitas en prisión.

La activista social y política fue detenida bajo la Ley de Defensa de los Derechos del pueblo a la Independencia, la Soberanía y Autodeterminación por la paz”.

Esta mujer de 44 años es presidenta de la organización política Unión Democrática Renovadora (Unamos), y además es defensora de causas feministas y ambientales.

Petición: una llamada telefónica con su hijo y una fotografía del niño

El hijo de Suyén constantemente espera la llegada de su progenitora a su casa. “Es desgarrador esa parte, muy dura, pero al mismo tiempo uno piensa que esto (la situación), lo tenemos que sobrellevar. El niño es un niño muy amado también”, destaca la pariente de la encarcelada política.

Ante las preguntas que inquietan al infante, le responden que “su mamá está en un lugar donde no la pueden ver, donde no pueden tener contacto con ella”. De igual forma, le transmiten que Suyén no está sola y que lo ama mucho.

Lean: “Tememos aún más por sus vidas”, alertan familiares de presas y presos políticos

La familia de la líder opositora intenta que le permitan a la rea política, una llamada telefónica con su niño. La segunda petición es autorización para tener en su celda, una fotografía de su hijo, porque hasta el momento, al igual que el grupo de los 39 detenidos en el contexto electoral, ni siquiera les conceden permiso para acceder a una biblia, un libro o una revista para leer.

Mensaje de Suyén para su hijo

La separación “abrupta” de su único niño, hace más dolorosa la situación en que se encuentra Suyén. La lejanía entre madre e hijo, también es un motivo de tristeza para el resto de miembros de la familia, principalmente para su abuelita materna que vive bajo el mismo techo, y colabora con el cuido de su nieto.

La dirigente política sabe que el niño pregunta de forma constante por ella, y ha solicitado que cada vez, le respondan a su hijo, “que ella lo adora”. Además pidió a su familia, que le cuenten que desde que él nació, estarán “siempre unidos por el ombligo”.

La familia recurrió a la asistencia de una psicóloga para que les oriente qué deben hacer para proteger la salud del niño, ante el distanciamiento repentino de su mamá. La especialista ha orientado que estén atentas y atentos a sus reacciones, si el niño deja de alimentarse o si se retrae. “Creo que el amor de su papá, de la familia, está ayudándole”, comentó la hermana de Suyén.

Sufrimiento, esperanza y admiración

La angustia se apoderó de la familia de Suyén desde un inicio, por no saber nada de ella, y después que se enteraron que está en un “aislamiento brutal”. Cuando la mamá de la rea política, la logró ver por primera vez, fue por “escasa media hora”.

“Al principio mi mamá estuvo padeciendo de presión alta, ha tenido que tomar medicamento. Mi mamá es una mujer también muy fuerte y sobretodo una persona que la sostiene su fe, saber que Suyén es inocente”, expresó Xenia Barahona.

La vida también le ha cambiado a Xenia, única hermana mujer de Suyén, al igual que a sus tres hermanos varones. “Uno siente una terrible angustia y uno tiene que seguir con su vida diaria al mismo tiempo. Sentís ese hoyo en el corazón, ese vacío. Creo que la mayor preocupación para nosotros es el aislamiento”, expresó Xenia.

Ejercicios en la celda y zapatos adecuados

Suyén ha logrado transmitir “ánimo y esperanza” a su familia, a pesar de estar sola en un calabozo, dormir en un catre de concreto, no poder recibir alimentos cocinados en su hogar, así como estar limitada a salir al sol una vez por semana o cada 15 días, entre otras violaciones a sus derechos humanos, que le ha provocado la pérdida de 18 libras en su peso corporal.

“Ella (Suyén), le contó a mi mamá que gracias a Dios, la fortaleza.  Está tratando de hacer ejercicio, de mantenerse sana dentro de lo posible”, además solicitó “un par de zapatos tenis, adecuado para ejercitarse mejor”, los que ya han sido entregados.

Con una moral muy alta

“Las dos veces que mi mamá ha podido ver a Suyén, ha podido darse cuento de su firmeza. Ella está serena y consiente de la realidad. Con una moral muy alta, que a nosotros también nos da esperanza. Ella nos anima a nosotros, aun estando en la situación en que está”, reiteró Xenia.

“Lo más duro”, para la presa política “es no tener interacción con nadie”, así como “estar alejada totalmente” de sus seres queridos, el no tener visitas de manera regular, y perder el contacto con la familia. “Queremos que eso cambie, queremos que se permita a visita, que podamos ver a nuestro familiar”, insistió su hermana.

La valentía de Suyén provoca sentimientos encontrados entre sus familiares, por una parte han llorado “lágrimas de angustia”, pero también “lágrimas de admiración por la entereza, la firmeza, la serenidad que ella ha mantenido en una situación tan dura”, explica.

Además: Michelle Bachelet: Urge liberación de presos políticos en Nicaragua

Su lucha por Nicaragua

“Suyén es pequeña de tamaño, pero realmente es muy fuerte, con una gran fortaleza, también tiene un amor por la vida. Ella es extremadamente solidaria. Ese amor por la vida se refleja en su sonrisa, ante todo. Es de las personas que enfrenta los retos que se les presenta”, así la describe su hermana.

La familia considera que la principal motivación de Suyén para incursionar en la política, fue el servir a otras personas, a la sociedad y a Nicaragua, que es parte de los valores y principios que les “inculcaron sus padres” desde niñas.

En la trayectoria de la rea política, está su activismo como feminista. “Es algo que ha tratado de transmitir en su familia. Sus sobrinas, dicen que ella les ha mostrado la importancia de ser mujeres fuertes, solidarias, empoderadas. Con su ejemplo, ella les ha transmitido (sus ideales)”.

La familia de Suyén espera que se le permita el acceso a la defensa de su abogada, ya que solo le han permitido estar presente en la audiencia del 3 de septiembre, cuando la judicial accedió a las visitas de forma regular, disposición que no se ha cumplido en “El Chipote”.

También: Hija de María Esperanza Sánchez clama por la libertad de su madre encerrada por más de 600 días en los calabozos de Ortega

Además esperan que se respeten las medidas cautelares otorgadas por la Comisión Interamericana de los Derechos Humanos (CIDH) a favor de Suyén. “Lo más importante que se respete la integridad física de todos los que están secuestrados”, apuntó Xenia.

“Quizás el costo más grande es el costo emocional, el costo de poder tener ese contacto con ella. De no saber cuándo la vamos a volver a ver”, respondió la hermana de encarcelada de conciencia.

A pesar de la difícil situación, la familia mantienen la esperanza que Suyén “va a salir en libertad”, como la esperanza de vivir en un país con verdadera democracia.

+ posts

La Lupa es un medio con perspectiva de género y derechos humanos que surgió en mayo de 2019.