Después que en redes sociales circuló un dato publicado por la Organización Panamericana de la Salud (OPS) que indicaba seis casos confirmados de covid-19 en el país, la representante del organismo en Nicaragua, Ana Solís, apareció en medios de comunicación afines al régimen, la noche del jueves, aclarando que hubo un error en sus instrumentos, y que solo hay dos casos confirmados.

«Reconoce que hubo un error involuntario en la digitalización de uno de los instrumentos que utiliza para el reporte de los casos confirmados de manera oficial, en este caso, para el país Nicaragua. Sin embargo, los mapas publicados en nuestro sitio web muestran los casos confirmados con los datos correctos», señaló Solís en conferencia de prensa, después de las 10:00 p.m. acompañada por el secretario general del Ministerio de Salud (Minsa), Carlos Sáenz y la titular de esa cartera, Carolina Dávila.

Tomado de la OPS

«Reiteramos que para Nicaragua hasta el momento solo hay dos casos confirmados (…) nos disculpamos con el pueblo de Nicaragua y con su gobierno por la preocupación que este error pudo haber causado», dijo Solís. El error sería corregido y se aseguraría que no se repitiera, agregó. Enseguida que Solís finalizó, Sáenz tomó el micrófono y dijo «se aceptan las disculpas», y demandó a la OPS que fuera más cuidadosa con la estadística facilitada por el oficialismo.

«Le pedimos a OPS/OMS sea más cuidadosa en la seguridad y resguardo de los datos que emite el gobierno de Reconciliación y Unidad Nacional de la República de Nicaragua», a la vez que aseguró que estos eran los únicos válidos para el Sistema de Integración Centroamericana (SICA). Sáenz expresó que se tendría que revisar a profundidad el error y que no volviera a pasar.

La confusión de la estadística se da tan solo unas horas después que se confirmara la muerte del segundo caso, un paciente con múltiples padecimientos crónicos.

La misma proyección del Minsa establece que una vez confirmado el primer caso de covid-19, la afectación tocaría a unas 32 mil 500 personas, y podría haber 813 fallecidos.

Desde ante que el virus llegara al país, las autoridades sanitarias han manejado la respuesta sanitaria ante la pandemia bajo el secretismo y el ocultamiento de datos claves, entre estos, cuántas pruebas se han hecho y en realidad a cuántas personas.

A eso se suma que no han decretado cuarentena ni ninguna otra medida para evitar que el virus se siga propagando, y por el contrario, mantienen sus actividades partidarias y las clases en los centros educativos se mantienen a nivel nacional.

+ posts

La Lupa es un medio con perspectiva de género y derechos humanos que surgió en mayo de 2019.