Al menos 100 presos políticos fueron liberados esta mañana y llevados a sus casas bajo la figura de casa por cárcel. Desde los autobuses que los trasladaban hablaron con los medios de comunicación y enviaron un mensaje a la Alianza Cívica por la Justicia y la Democracia: “no negocien nada, primero necesitamos ser libres todos”.

La salida de los presos políticos inició a horas del encuentro entre representantes de la Alianza Cívica con el régimen de Daniel Ortega en la que intentan, nuevamente, alcanzar acuerdos para poner fin a la crisis sociopolítica de Nicaragua.  

Los presos políticos manifiestan su inconformidad por el cambio de medida cautelar, consideran que se les debe otorgar su completa libertad porque dicen que no han cometido ningún delito.

“Nos están dando casa por cárcel. De La Modelo solo salimos 70, faltan muchos más todavía. Le hago un llamado a los que van a ir a esa negociación que sean fuertes, no negocien nada porque necesitamos ser libres todos”, expresó el preso político Juan Bautista Guevara, de Ticuantepe.

El régimen publicó la lista oficial de presos políticos enviados a sus casas. En total son 12 mujeres y 88 varones.

MALOS TRATOS

Los presos políticos denunciaron golpizas recibidas en el penal, aseguraron que el periodista Miguel Mora se encuentra aislado y que por su parte seguirán exigiendo la libertad de Nicaragua.

“La 300 es una mazmorra, ahí no son celdas, son calabozos. Solo por cantar el himno le pegan a uno. Para ellos todo es acto de indisciplina, desde que uno llega lo golpean”, explicó el maratonista Alex Vanegas.

+ posts

La Lupa es un medio con perspectiva de género y derechos humanos que surgió en mayo de 2019.