La comunidad de nicaragüenses radicados en Madrid, España, recibió al grito de “asesino” al sancionado Laureano Ortega, hijo de la pareja dictatorial conformada por Daniel Ortega y Rosario Murillo.

“Laureano Ortega asesino”, coreaban varios nicaragüenses que se dieron cita para repudiar la presencia de Ortega Murillo en España, donde llegó a representar al régimen en la 40 edición de la Feria Internacional de Turismo (Fitur) que se celebra del 22 al 26 de enero.

La diáspora de nicaragüenses que vive en ese país europeo también gritó consignas en rechazo al Gobierno de Ortega, quien reprimió a los manifestantes que en abril de 2018 rechazaron la reforma la Ley de Seguridad Social, dejando cientos de muertos y heridos.

https://www.facebook.com/lalupa.press/videos/2522931314632023/

¡Ortega y Somoza son la misma cosa!, decían los nicaragüenses que sostenían una manta en la que exigían la liberación de los presos políticos. Organismos de derechos humanos señalan que en el país todavía existen 65 presos y presas políticas.

En septiembre de 2019, el Departamento del Tesoro de Estados Unidos impuso sanciones contra funcionarios del régimen, entre ellos Laureano Ortega en su calidad de  asesor presidencial de inversiones.

El Departamento del Tesoro justificó las sanciones aduciendo que el hijo de Ortega y Murillo utilizó la figura del Gran Canal como medio para lavar dinero y adquirir propiedades a través de las tareas ejecutivas que tenía asignadas.

 “Vergonzoso”

Mientras tanto el eurodiputado español, José Ramón Bauzá, a través de las redes sociales criticó la presencia de Ortega Murillo en Madrid.

“Vergonzoso, Laureano Ortega, hijo de los dictadores Ortega y Murillo, se pasea libremente por Madrid. España y la UE no pueden demorar más las sanciones que exigió el @Europarl_ES para evitar que esto ocurra. Y así lo voy a exigir” tuiteó el eurodiputado que cerró con el hashtag  #SOSNicaragua.

El pasado 19 de diciembre, el Parlamento de la Unión Europea aprobó la resolución “Situación de los Derechos Humanos y la Democracia en Nicaragua”, la cual exige sanciones individuales a los altos cargos e instituciones responsables de la represión durante los meses de protesta.

Durante la sesión en la que se aprobó la resolución el mismo eurodiputado planteó la necesidad de superar la crisis con la vuelta al diálogo que conlleve a la realización de elecciones con la presencia de observadores internacionales y un nuevo Consejo Supremo Electoral.

Las futuras sanciones europeas ponen en riesgo el futuro de Nicaragua en el Acuerdo de Asociación entre la Unión Europea y Centroamérica, pues podría ser suspendido por violaciones a los derechos humanos.

+ posts

Periodista con 20 años de experiencia en radio, televisión y prensa escrita.
Graduada en Filología y Comunicación en la UNAN-Managua. Productora y presentadora del programa de corte agropecuario: AGROTV (2015). Desde 2019 escribe para medios de comunicación digitales que surgieron a raíz de la Rebelión de Abril en Nicaragua.