El informe del Ministerio de Salud (Minsa) admite solamente tres personas fallecidas en la última semana, una tendencia a la baja en las últimas semanas.

De acuerdo al informe dado a conocer por la ministra de Salud, Martha Reyes, la cifra de fallecidos asciende a 144, contrario al reporte del independiente Observatorio Ciudadano COVID-19, que hasta el pasado 2 de septiembre, registraba 2,699 muertes vinculadas a la pandemia.

Según el Observatorio Ciudadano las muertes reportadas han tenido lugar en los 17 departamentos y regiones autónomas del país, siendo Managua, Masaya y Matagalpa donde más muertes ha habido.

Durante varias semanas, el Minsa mantuvo en sus estadísticas oficiales entre ocho y nueve fallecidos por esta causa, sin embargo, en las últimas tres semanas hubo un descenso notorio hasta bajar a cuatro y ahora a tres.

Después de cinco meses de pandemia, el régimen de Daniel Ortega y Rosario Murillo reconoció ante el Banco Interamericano de Desarrollo (BID) que debido a la COVID-19 unos cinco millones de ciudadanos se iban a contagiar y se proyectaba la muerte de 23,000 nicaragüenses.

A través del Minsa, el régimen ha dado a conocer informes poco transparentes que tampoco satisfacen los requerimientos de la Organización Panamericana de la Salud (OPS).

Mantiene discurso

En su informe semanal, la funcionaria de Salud señaló que en la semana del 1 al 8 de septiembre hubo “otros fallecimientos” de personas que estuvieron en seguimiento, pero no explica ni informa a qué cantidad de ciudadanos se refiere.

Igual que en semanas anteriores, la funcionaria del régimen de Daniel Ortega y Rosario Murillo, señaló que los “otros fallecimientos” estuvieron vinculados a personas que con anterioridad tenían problemas relacionados a “diabetes mellitus, tromboembolismo pulmonar, infarto agudo al miocardio, crisis hipertensivas y neumonías bacterianas”.

Reyes señaló que un total de 125 personas que permanecían “en seguimiento responsable y cuidadoso” cumplieron con el periodo establecido, asimismo indicó que hasta la fecha se ha logrado la recuperación de 3,583 nicaragüenses.

Casos nuevos a la baja

En la última semana, señaló se notificaron solamente 150 casos nuevos de COVID-19 “confirmados o probables por clínica”, lo que supone que en la última semana hubo una reducción de 24 casos.

En el reporte anterior, la ministra de Salud indicó que se habían confirmado 174 nuevos casos.

Según el reporte oficial de las autoridades de salud se han confirmado un total de 4,818 casos de COVID-19 en el país.

Los datos también se quedan cortos si se analizan los del Observatorio Ciudadano COVID-19 que en su último informe reporta que un total de 10,121 nicaragüenses se han contagiado con el virus.

El Observatorio Ciudadano COVID-19 en su último reporte denunció que de las 2,250 irregularidades recibidas hasta el pasado 2 de septiembre continuaron recibiendo reportes de exposición de personas en actividades que suponen grandes aglomeraciones, lo que aumenta el riesgo de contraer el virus.

Desde el pasado 18 de agosto, el Minsa guarda silencio sobre la continuidad de los “brotes a través de contactos claramente establecidos”, un término acuñado en el contexto de la pandemia, por lo que se desconoce la situación epidemiológica real en el país.

+ posts

La Lupa es un medio con perspectiva de género y derechos humanos que surgió en mayo de 2019.