El Ministerio del Trabajo y Economía Social de España concluye una propuesta de subsidio por un mes para las empleadas del hogar, equivalente al 70 por ciento con base a su cotización, debido a la cuarentena por el covid-19, confirmó el medio de comunicación A Voces de Carabanchel. El subsidio podría ser prorrogable.

En el país, donde las muertes por la pandemia del covid-19 superan las cuatro mil, las asistentes del hogar y cuidados suman más de 630 mil, el 90 por ciento, son mujeres.

España ocupa el segundo lugar en la Unión Europea con mas trabajadores en este rubro, de lo que se destaca que más del 42 por ciento de las mujeres afiliadas son extranjeras. De hecho, ha sido uno de los destinos claves para las personas que huyeron de la represión orteguista en Nicaragua, en búsqueda de refugio.

Cabe mencionar que en el sector el 59 por ciento de los salarios es menor al salario medio, y que el 70 por ciento de las pensiones requieren complementarse para lograr el techo mínimo.

En promedio, una empleada doméstica puede ganar 717 euros mensual, pero la realidad todavía es más dura para el 51 por ciento de estas trabajadoras, que solo tienen labores parciales, y por ende, menos ingresos.

El periódico El País publicó que Nadia Calviño, vicepresidenta tercera, alista apoyo para los sectores más golpeados por la pandemia, entre estas, las empleadas domésticas, personas que hayan acabado su prestación de paro, los arrendatarios o trabajadores responsables de personas dependientes.

Cabe mencionar que desde diversas instituciones y organizaciones de la sociedad civil han promovido la necesidad de ratificar el Convenio 189 de la Organización Internacional del trabajo (OIT) sobre los trabajadores domésticos promulgada en 2011. En Europa siete de los estados miembros de la Unión Europea ya lo han ratificado, este permite a las empleadas domésticas la plena integración al Régimen General de la Seguridad Social antes de 2021.

Pese a que el subsidio sería un gran alivio para cientos de trabajadoras, El País explica que muchas no tendrán acceso al mismo porque uno de los requisitos es estar dada de alta en el instituto público y cotizar. Gran parte de las mujeres migrantes trabajan «en negro», es decir no son afiliadas a la Seguridad Social.

+ posts

La Lupa es un medio con perspectiva de género y derechos humanos que surgió en mayo de 2019.