La Coordinadora Universitaria por la Democracia y la Justicia (CUDJ) anunció su retiro de la Alianza Cívica por la Democracia y Justicia (ACDJ), para solo tener una participación dentro de la Unidad Nacional Azul y Blanco (UNAB).

Los representantes de la CUDJ, integrada por ocho grandes movimientos universitarios, aseguraron que el retiro «no era por conflictos internos con la Alianza», sino en el marco de «identidad y exclusividad organizacional que las estructuras de oposición política a la dictadura».

Los dirigentes estudiantiles afirmaron que sería dentro de la Unidad Nacional, a partir de la fecha, donde seguirán «trabajando y canalizando las demandas del pueblo en general y más específicamente, las del sector estudiantil y juvenil».

Además, apuntaron que con la ACJD se seguirán «encontrando en el proceso de construcción de la Gran Coalición Opositora, asumiendo nuestro compromiso como estudiantes y jóvenes conscientes de ser agentes de cambios sociales y políticos».

SIN CORRUPTOS

La CUDJ también expuso 10 puntos sobre la propuesta de una Gran Coalición Opositora Azul y Blanco, destacando la prioridad de reformas electorales consensuadas, la no participación en un escenario electoral que no cumpla con las condiciones y garantías para el respeto a la voluntad del pueblo, unidad de fuerzas políticos, sociales, estudiantiles y económicas, sin acuerdos de élites, mecanismos de inclusión y un plan de nacional.

Los estudiantes resaltaron la importancia de que en esta «Gran Coalición» se «condicione» la participación de los partidos políticos, prohibiendo el ingreso de dirigentes de partidos políticos que tengan antecedentes en actos de corrupción, fraudes electorales o vínculos con el Frente Sandinista.

«No podemos pensar en cambiar el sistema con los mismos actores ya desgastados. Los partidos y organizaciones que estaban antes de abril deben reconocer que sus propuestas, métodos y acciones, no han producido ningún resultado. Deben depurar su alta dirigencia partidaria. Tuvieron la oportunidad durante tantos años, no impulsaron propuestas de cambios estructurales que favorecieran el establecimiento de una democracia solida, sino que favorecieron el retroceso de la institucionalidad en nuestro país», apuntaron los universitarios en un comunicado que leyeron en conferencia de prensa.

Además resaltaron que como oposición deben velar por «no buscar poder ni imposición sobre las demás organizaciones, sino, estar unidos, para alcanzar un mismo beneficio, es decir, que todos mantengan el objetivo de salir de la dictadura (Ortega-Murillo)».

+ posts

La Lupa es un medio con perspectiva de género y derechos humanos que surgió en mayo de 2019.