En el día del Orgullo LGBTIQ, grupos y activistas de la diversidad sexual en Nicaragua o en exilio forzado, protestaron por medio de un posicionamiento en el que prometen continuar con actividades y acciones para construir “una Nicaragua para todas las personas sin exclusión”.

Asimismo demandan a las autoridades y a los medios de comunicación respetar, en este contexto electoral sus derechos sin exponerlos “con fines de espectáculo”.

Lee: Mujeres lesbianas y trans, principales víctimas de discriminación y violencia

“Que no se nos utilice en campañas de desprestigio, de exclusión o descalificación de candidatos o partidos políticos”, cita el comunicado, mientras subrayan que rechazan “las últimas acciones represivas hacia precandidatos presidenciales, activistas políticos y a empresarios”.

Las personas de la diversidad sexual en Nicaragua piden la liberación de todos las personas reas políticas del país ya que el gobierno “violenta los derechos humanos y ciudadanos” y dichas acciones “no contribuyen a un clima idóneo para la realización de elecciones libres y justas”.

En el comunicado señalan que hay muchas situaciones que ponen en riesgos su calidad de vida en un contexto en el que para muchas el derecho a la vida ha sido privada, “el asedio y el exilio forzado continúan y no estamos exentos del estrés postraumático con graves consecuencias para nuestra salud mental”.

Desde hace muchos años la población LGBTIQ ha demandado ante el Estado y diferentes gobiernos el respeto a sus derechos humanos y “el derecho a vivir en una sociedad libre, justa democrática e inclusiva”.

Recuerdan a Lala

Este 28 de junio las personas LGBTIQ recuerdan que siempre han sido partícipes de espacios de incidencia y han alzado la voz contra una sociedad que criminaliza la homosexualidad, “recordamos a Lala, activista transgénera asesinada atrozmente víctima del odio y la transfobia”.

A Lala la arrastraron atada a un caballo por 400 metros, para posteriormente lapidarla. Fue 15 días después, que su caso salió a luz en los medios de comunicación.

Además: Asesinato de Lala revela vulnerabilidad de las mujeres trans en Nicaragua

La noticia del asesinato de Lala despertó en la comunidad LGBTIQ el rechazo a los actos violentos que vulneran el derecho humano de las personas de la diversidad sexual.

Margaret Méndez, una mujer trans de 26 años originaria de Managua expresó que las mujeres trans, no solo en Nicaragua, son vulnerables, somos “una población que recibe históricamente discriminación, violencia, exclusión social”, asegura.

Además, indicó que “en el país hay falta de una ley que nos de garantías de estar viendo por donde andemos y también que esa misma ley castigue a quienes vulneran nuestros derechos. nadie puede decidir por nuestra vida”, sentenció.

+ posts

La Lupa es un medio con perspectiva de género y derechos humanos que surgió en mayo de 2019.