Contener la propagación del COVID-19 dependerá en gran medida de la “cuarentena voluntaria” a la que se sumarán también las empresas de servicios “no esenciales” que conforman la Cámara de Comercio Americana de Nicaragua (AmCham).

“Una cuarentena voluntaria como medida de contener la propagación del COVID-19 por la falta de medidas urgentes de lucha antiepidémica y de gran escala de las autoridades correspondientes”, señaló AmCham a través de un comunicado.

AmCham agrupa a más de 300 empresas de diversos sectores vitales para el funcionamiento de la economía nicaragüense.

Esta semana, el Ministerio de Salud (Minsa) confirmó que 359 nicaragüenses dieron positivo a la prueba de COVID-19 en los últimos siete días, sumando así un total de 1,118 casos positivos en el país, desde el pasado 18 de marzo cuando la vocera del régimen, Rosario Murillo confirmó el primero.

uso de mascarilla
El uso de mascarilla es una de las medidas que debe seguir la población que no puede hacer cuarentena. Foto/ La Lupa/ O. Navarrete

El Minsa, además registra la muerte de al menos 46 personas en el contexto de la pandemia en Nicaragua.

El independiente Observatorio Ciudadano COVID-19, sin embargo, contabiliza hasta el 30 de mayo, un total de 4,217 contagios en todos los departamentos, mayormente en Managua, y el fallecimiento de 980 personas.

Promover teletrabajo

A partir del llamado que hicieron el pasado lunes 34 asociaciones médicas para hacer una “cuarentena voluntaria” por las próximas 3 o 4 semanas, AmCham decidió orientar a las empresas que en su totalidad “no sean definidas como esenciales” a que se sumen a este llamado.

Según AmCham se debe “promover el teletrabajo para aquellas industrias en las que sea posible”.

“Es responsabilidad de todos cuidarnos. La población, en general, debe incorporar las recomendaciones de la OPS/OMS (…) Seguir las medidas de prevención necesarias sugeridas, especialmente aquellas personas que no puedan sumarse a esta cuarentena”, añade el comunicado emitido por AmCham.

Esta cámara reconoció que Nicaragua está en la etapa de “contagio comunitario y aceleración en la tasa de contagio”.

“Todos estamos sufriendo con la pérdida de vidas y bienestar de cada día más nicaragüenses. Está en nuestras manos el detener el virus que nos ha cambiado la vida, solo con acciones responsables podremos sobrellevar esta pandemia de la mejor manera”, agrega el escrito difundido por esta cámara.

Distanciamiento social

La medida de “distanciamiento social, usar mascarilla, lavarse las manos y no tocarse la cara” son las medidas que se deben poner en práctica entre toda la población y los colaboradores de las empresas, enfatizó.

El pasado lunes, el Consejo Superior de la Empresa Privada (Cosep), que agrupa a 26 cámaras y asociaciones de diferentes sectores, también anunció que se sumará a la iniciativa promovida por los diferentes gremios médicos del país que preocupados por la situación de la pandemia alentaron a la población a quedarse en casa.

La Red de Empresarias de Nicaragua, REN, también llamó a sus socias a permanecer en casa en el tiempo estipulado para salvaguardar sus vidas.

“La Junta Directiva de la REN consciente de lo difícil que es para los micro, pequeños y medianos negocios unirse a la cuarentena y/o incrementar las medidas de protección, sin embargo, considera que llego el momento de priorizar la vida y de extremar medidas para preservarla”, añadió.

+ posts

La Lupa es un medio con perspectiva de género y derechos humanos que surgió en mayo de 2019.