En la más reciente entrega de #LaGuaridaDelOso estuvimos acompañados por Francisco A. Soza, gestor cultural y productor audiovisual independiente, conversando sobre gestión cultural y la importancia de la colaboración regional.

Además, Soza es parte del equipo del proyecto COLMENAS, una comunidad colaborativa de agentes culturales que busca crear conexiones y redes entre personas que trabajen en cultura en centroamérica.

¿A qué nos referimos con gestión cultural?

El concepto tiene su particularidad y complejidades, uno de los términos más amplios de nuestro lenguaje es cultura y definir gestión cultural se puede hacer desde varios abordajes. En pocas palabras, es una profesión que promueve, incentiva, diseña y lleva a cabo proyectos relacionados al arte y a la cultura. Un poco más resumido, diría que la gestión cultural es una profesión que se encarga de acercar la cultura a las personas o a la sociedad.

¿Cuál es el estado actual del sector cultural de Centroamérica?

Existen muchos esfuerzos de gestión cultural, cómo los Centros Culturales de España que trabajan en red, también está la política de integración cultural del SICA que aún no se logra entender, porque es un documento de 11 páginas muy poco preciso. También hay disciplinas dentro del sector cultural de Centroamérica que están mucho mejor articuladas, por ejemplo la literatura, que cuenta con Centroamérica Cuenta.

¿Qué carencias podríamos destacar?

Es sorprendente que no haya un festival de música centroamericana. Si nos ponemos a pensar en los formatos, música es un formato que es más consumido. He escuchado experiencias de músicos que quieren hacer giras en Centroamérica y la tienen muy difícil, en general hay muchos otros sectores que podrían articularse y beneficiarse de este entendimiento. También muchas personas que trabajan en arte o cultura, lo hacemos desde la informalidad, hay mucho trabajo por hacer en ese sentido.

¿Dónde radica la importancia de establecer redes o conexiones en el sector cultural de Centroamérica?

Esto da mucho espacio a soñar lo que podría ser posible a través de la articulación, pero de entrada podemos beneficiarnos un montón de plataformas de entendimiento, porque podríamos discutir las metodologías, que funciona en cada país, en qué nos parecemos, en qué diferimos. Tener la oportunidad de abrir esta conversación regional es bastante valioso. Por otro lado, articulados podemos tener mucho más peso como sector y evidentemente incidir en las políticas culturales, en cómo se utilizan los presupuestos para cultura y en los derechos laborales de las personas trabajando en la cultura.

Y mencionaba que esto permite soñar porque, por ejemplo, podríamos tener un festival de música centroamericana, un encuentro regional de gestión cultural, fondos para financiar la producción cinematográfica de Centroamérica, las posibilidades podrían ser infinitas.

¿Cómo surge la idea de COLMENAS?

Estábamos pensando en una unión de artistas que se pudieran beneficiar de esta colaboración. Al principio no pensábamos en Centroamérica y luego le “dimos vuelta” y entendimos que esta es una necesidad mucho más grande de la que pensábamos, entonces surge de la necesidad de abrir una conversación regional.

¿Cuáles son los objetivos o metas que tienen cómo proyecto?

El objetivo principal es proveer una plataforma para que el sector cultural se pueda articular y puedan compartir conocimientos y experiencias sobre las realidades del sector en la región, los obstáculos, dificultades, estrategias y por supuesto, acompañarles en este proceso.

No pretendemos hacer los eventos, sino brindar la plataforma para que se articulen y sentar las bases para que la conversación sea permanente. Queremos generar conversatorios, una plataforma donde interactuamos como comunidad y a partir de estas conversaciones, sistematizar un primer acercamiento al estado del sector cultural y evidentemente que todo este conocimiento sirva para desarrollo e implementación de proyectos culturales en la región.

¿Consideran importante la constante formación como pilar del proyecto?

No entendemos la formación cómo algo necesariamente vertical, creemos que la comunidad tiene muchos conocimientos que compartir con otros agentes culturales que formen parte de ella y este espacio permitirá que estos procesos de formación pasen, generados desde y para la comunidad. También es importante el tema de las conversaciones, la comunidad cómo plataforma donde pasa la interacción y componentes que se implementarán en una segunda y tercera fase, en las que queremos reunir estas conversaciones en un canal colaborativo de podcasts llamada “Estación Central”, un proyecto satélite de COLMENAS, solo esperamos que la gente se apunte para esto.

+ posts